viernes, 15 de abril de 2011

Los sultanes del swing

Hace una eternidad que ni siquiera me digno a pasar por blogger. Antes aún se me ocurría cotillear para ver si alguien me había dejado algún comentario, o para leer la nueva entrada de mis favoritos. Ahora parece que todo el tiempo está yendo a parar a una parte. Terrorífico.

Hablemos de todo este tiempo. Los exámenes fueron exactamente como esperaba, ni mejor ni peor. Bueno, tal vez mejor. Celebramos el día mundial de la salud entre la multitud. Fue chachi. Celebramos su cumpleaños. Pfff han pasado muchas cosas, pero siempre acabo volviendo al mismo sitio. Al sitio donde nunca me pongo pesada porque soy yo la única que escucho. Es donde puedo soltar cada pensamiento, cada duda, cada miedo. Porque los buenos momentos sólo sirven para enmascarar la duda durante un instante, pero parece que hay algo en mí que la atrae.

Para hacer más agradables las dudas y que se hagan mis amigas les propongo que me saquen del agujero a base de swing. Si hay dudas es porque se quiere. Si se quiere es porque se puede.


Alimentad a vuestras dudas y dadles la vuelta. Están ahí para hacerte sentir que has llegado lejos, y que el camino es largo, con lo cual llegarás aún más lejos.

(siempre que escribo acabo animándome, es una terapia. Perdonad por lo pesada que pueda llegar a ser, si es que leéis esto ^^) Buenas noches, espero que os guste la canción!

2 comentarios:

pekosilla dijo...

Quina llàstims que el meu germà s'haja emportat els altaveus per a "amplificar el so(sonid XD) del seu portàtil, però et promet que al tornar a valència l'escoltaré.

Ens marquem un objectiu? a partir d'ara escriurem més, sens dubte no és efecte placebo XD

Josep Lluís dijo...

Dubtar és pensar, ergo dubtar és bo, però també és molt necessari ser ferm i decidir de tant en tant :)

La cançó està xula. No sé per què m'ha vingut al cap l’orquestra de Brian Setzer. A veure si t'agrada